El perro de Flanders

La tierna historia de Nello y Pastrache en Amberes

Amberes es la segunda ciudad más poblada de Bélgica, famosa por su puerto, la moda, el comercio y la industria de diamantes. La mayoría de visitantes buscan admirar su plaza, el castillo, la catedral y la casa museo de Rubens, pero casi nadie conoce la tierna historia que acoge este lugar, cuyos recuerdos se pueden ver al caminar por las calles.

Yo lo descubrí hasta la tercera vez que visité la ciudad y me gustó tanto que te lo cuento para que no se te escape. Resulta que en 1872 bajo su seudónimo “Ouida“ la autora inglesa Marie Louise de la Ramée publicó la novela “A Dog of Flanders“, sobre un niño flamenco llamado Nello y su perro, Patrasche. El relato se desarrolla en Amberes y es super curioso, pero esta historia es muy famosa en Japón y algunos países de Asia, pero en Bélgica casi nadie la conoce. 

La novela se convirtió en un clásico infantil muy popular durante décadas en Japón, Corea y Filipinas. Un año después de “Heidi” (1974) y un año antes que “Marco” (1976), se emitió el animé “El perro de Flandes”. También se ha adaptado a varias películas. Cuando las autoridades belgas de turismo se percataron del fenómeno mandaron a construir monumentos en honor a la historia. Uno se ubica en en Kapelstraat en Hoboken, lugar donde vivieronEn la calle Kapel número 3 se puede contemplar una estatua de bronce de Nello y Patrasche.El otro homenajebellísimo está en frente de la catedral de Amberes, una estatua en mármol blanco que muestra al niño y su perrito abrazados en el suelo. En otros lugares de Amberes también se pueden ver referencias a estos dos personajes.

Ya te dieron ganas de saber de qué trata la historia, verdad? Pues sobre la vida de Nello, un chico huérfano de madre y con un padre muy enfermo que se encuentra con Pastrache, un perrito que se convertirá en su amigo fiel. El sueña con ser pintor y admira las obras de Rubens, desea apreciar las que se encuentran dentro de la catedral, pero no tiene el dinero para pagar la cuota de entrada y por lo tanto no puede.  En realidad la historia es de verla o leerla con kleenex en mano, pues se pone bien triste el cuento! Algo trágico sucede justo en la entrada de la iglesia y para no arruinarte el final te recomiendo leer el libro o ver la peli  😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s